GALLETAS DE COMUNIÓN (LA DECORACIÓN)

galleta comunion detalleUna vez listas nuestras galletas de comunión con la forma deseada, es hora de ponernos manos a la obra con la decoración. Los materiales que necesitamos son:

UTENSILIOS:

1. Fondant de distintos colores
2. Cortadores y plantillas
3. Rodillo
4. Cútter
5. Pincel

El fondant es una pasta de azúcar que podéis encontrar en numerosas tiendas de repostería o en El Corte Inglés. Tiene una consistencia muy parecida a la plastilina y se trabaja del mismo modo.

En esta ocasión, yo hice la primavera pasada, una paloma posada en una rama para la comunión de Lanzarote. Primero, amasé el fondant hasta conseguir una textura manejable. Después, teñí fondant blanco con una gota de colorante amarillo. De esta manera conseguí el beige para el fondo de la galleta.

También me fabriqué una plantilla en cartón para la paloma y la rama.

A continuación, alisé el fondant negro con un rodillo y recorté dichas plantillas con el cútter. Hice también bolitas con fondant amarillo para decorar la rama.

El siguiete paso fué extender el fondant beige con el rodillo. Con el mismo cortador que utilicé para hacer las galletas, recorté el fondant estirado haciendo los distintos círculos. Seguidamente, los pegué a nuestras  galletas de comunión con un pincel humedecido, mojando ligeramente la galleta.

Una vez pegado el fondo, sólo queda ir poniendo los elementos decorativos con el pincel y agua.

¡Tened en cuenta que el pincel debe estar sólo humedecido! Si no el fondant se quedará manchado y el resultado final será sucio.

Ya veis que es más fácil de lo que parece pero, si al final no os atrevéis con todo este jaleo, siempre os quedará la opción de encargárnoslo 😉